Welcome to SNA!
「WELCOME TO SNA」



Hey Invitado sé bienvenido/a a la SNA, una universidad famosa por su educación, el campus más grande del mundo, y a Alki Strait City, famosa por su gente; por sus parajes y paisajes, pero sobre todo por su imponente presencia. Innumerables cosas, misterios, verdades, pueden sucederse en este lugar, ¿se siente bien?, ¿quieres experimentar el desenfreno de una ciudad que no descansa, de una universidad que es más que eso? Entonces... ¡Deja de observar y entra de una buena vez a este mundo!
Conectarse

Recuperar mi contraseña

「WHO IS ONLINE?」
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 28 el Lun Sep 04, 2017 10:27 pm.
「LAST POST」
Últimos temas
» Hike—priv: Kohaku Koyama
Vie Sep 22, 2017 3:18 pm por Kohaku Koyama

» Scared [Priv. Daichi Kitagawa]
Jue Sep 21, 2017 5:46 pm por Zhao Wang

» Three // Privado: Elizabeth
Jue Sep 21, 2017 12:56 pm por Minato Hamilton

» Cappuccino [Priv. Yahiro]
Miér Sep 20, 2017 6:32 pm por Yahiro Kanzato

» Es war das erste Mal— Priv: Lee Seung Ho
Mar Sep 19, 2017 1:23 pm por Reiner F. Lawrenz

» Mokuyōbi no yoru— priv: Zhao Wang
Jue Sep 14, 2017 1:16 pm por Shi L'Jon

» New life [Priv. Gabriel, Giannluca]
Mar Sep 12, 2017 5:38 pm por Liliya Sorokina

「OUR BOSSES」

THE SNA KING
master

- Profile MP -


MINATO
admin

- Profile MP -

SHI
designer

- Profile MP -


Noragami Roler Psycho-Pass RPG .:Magatsu World:. Surprise City Forbidden Love < a href="http://innocent-malice.foroactivo.com/">INNOCENT MALICE Crear foro The Last Breath RPG
「THANK'S & CREDITS TO:」



Este skin ha sido realizado por Shi {@Shi.2014} para Security Northwest Academy, se prohíbe su reproducción. Los códigos para las descripciones de los foros son propiedad de Niza. La historia y demás puntos base del foro, son propiedad del staff y están inspiradas en lugares de la vida real; las tramas y expedientes de los usuarios son de su propiedad y solo suya.

Agradecemos a #ALF por la ayuda con sus tutoriales; a We♥It, Tumblr, Zerochan, MiniTokyo y otros por las imágenes, las cuales han sido sometidas a edición. Este foro es una obra de ficción y, como tal, no tiene relación más que ligera con hechos de la realidad.

#NO AL PLAGIO, ¡Sé original!

Uncover -priv. Rowan-

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Brandon E. Wingfield el Jue Jun 12, 2014 12:23 pm


.Uncover.
Alki City / Zona Residencial / Sábado, 7: 00hs. / Pijama


Abrir los ojos aquella mañana había parecido dificultársele un tanto más de lo que era realmente habitual, quizás a causa de que hubiese permanecido despierto hasta altas horas el día anterior, reunido con sus compañeros en pos de aquel trabajo investigativo que por fin habían podido concluir; no había sido para nada fácil en realidad, pero estaba seguro de que podrían jactarse de una buena devolución por parte del docente.

Frunció ligeramente el ceño cuando sus párpados al fin lograban despegarse luego de un poco de esfuerzo de su parte, la luz que atravesaba los cristales de sus ventanas y le iluminaba el rostro con la clara luz mañanera, logró que achicara de forma violenta sus pupilas y un suave quejido escapo por sus labios justo antes de que hundiese e rostro en la almohada unos segundos más. Sin embargo debería dejar la comodidad de su lecho, lo sabía muy bien, tenía que aceres que en la casa le esperaban, empezando por el desayuno que debería prepararle a su hermano mayor.

Su hermano… lentamente comenzaba a ponerse en movimiento y tras un retenido suspiro sus pies al fin tocaron el suelo, y se sentó en la cama refregándose el ojo derecho con ligera pereza; hacía en verdad medio… si exactamente medio mes que había llegado a aquel departamento donde el rubio habitaba, y no podía quejarse, si pudiese ser sincero consigo mismo y con el otro, no era del todo lo que un hermano se pudiese decir, pero le había recibido de buena forma, le había acogido y le había dado lo necesario para subsistir. Le debía eso, lo sabía bien, y aunque no hubiese estado del todo de acuerdo los primeros días, era algo que había ido aceptando poco a poco hasta que esa nueva rutina se volviese su acostumbrada cotidianeidad.

Se puso de pie finalmente, estirando largamente sus brazos mientras sentía el piso fresco bajo la planta desnuda de sus pies; dando cortos pasos se acercó hacia la ventana y alzando una de sus manos tiro de la cortina para subirla completamente, observando la vista unos segundos, perdiéndose en el azul de aquel hermoso cielo; un nuevo día comenzaba en todo su esplendor y a los pajarillos que se posaban en las rejas de la ventana les dedico una mirada para nada hostil. El canturreo de las aves por la mañana siempre significaba la llegada de un nuevo día.

Bostezo largamente y mientras se rascaba la cabeza cuyo cabello se encontraba ahora ligeramente desalineado, caminó hacia el baño que le pertenecía para lavarse el rostro y los dientes; observando su reflejo en el espejo, prestando casi nada de atención a que seguía en pijama aún, ese que estaba compuesto por un solo y único pantalón largo y cómodo. ¿Y qué más daba? Si después de todo eran dos hombres, y era una libertad que en realidad en su hogar, y en presencia de su madre, nunca había podido tomarse. Volvió a bostezar largamente y caminó entonces hacia la cocina; a diferencia de otros hombres Brandon no necesitaba rasurarse cada día puesto que siempre había sido bastante lampiño, naturaleza que le era propia y que le habría costado alguna que otra broma por parte de sus compañeros cuando aún cursaban en el instituto.

Se sirvió entonces un vaso de agua que bebió de forma tranquila y pausada, rascándose ligeramente el vientre mientras mantenía los ojos semi cerrados aún, ni siquiera tenía idea de porque le estaba costando tanto ponerse en funcionamiento, pero sabía bien que debía pensar que desayuno hacer antes de que su hermano despertase.

- Quizás unos waffles estarían bien…-murmuró para sí mismo mientras permanecía con la cintura ligeramente apoyada en la isla de la cocina, mirando las coloridas etiquetitas que decoraban el refrigerador; deliverys que desde que él se encontraba viviendo allí, no habían sido vueltos a contratar.

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Invitado el Mar Jul 08, 2014 8:56 pm

Uncover
Apartamento Lowell ★ Sábado, 8 horas ★ Vestimenta

El reloj de la alarma había sido desactivado por Rowan de un golpe para poder seguir durmiendo, al menos una hora más. Prácticamente había llegado en la madrugada luego de pasar una noche con su amigo, un amigo que saciaba siempre los deseos del rubio-naranja quizá no era la forma más adecuada de llamarle si llevaban saliendo algunas semanas. Pero en aquel momento no importaba luego de dormir como máximo unas tres horas lo que menos deseaba el estadounidense era abrir los ojos en el aquel momento.

Rodó por la cama, abrazando una de sus almohadas al paso; hundiendo su cara en aquel objeto cálido y suave haciendo sonidos de refunfuño. Debía levantarse, luego de hacer esperar una hora a su hermano él había prometido compartir todas las comidas con él. Era algo muy simple, sin embargo sería una promesa que trataría de cumplir siempre. Demostraría que se esforzaba para que las cosas entre los dos funcionaran como compañeros y familia.
 
Respiro largamente hasta abrir los ojos y bostezar seguidamente varias veces hasta volver a hundir su rostro en la cama. Haciendo sonidos de quejas antes de levantarse en un impulso de aquella cama, su cama, ahora la veía más como su amada cama. Suspiro hondo, antes de fijarse en uno de sus espejos del baño propio, se lavó la cara procediendo para arreglarse su cabello en un moño y salir de la habitación.
 
Apostaba que Ace ya tendría el desayuno listo y servido. Bostezo una vez, y otra vez mientras caminaba por el pasillo sin muchos ánimos de comer realmente. Aunque le haría bueno recuperar energías luego de la noche que había pasado. — ¿Ace? — murmuro, tomando el periódico de uno de los sofás.
 
Empezando a ojearlo, levantando la vista en el momento que llego al sector de la cocina. Se quedó callado un momento; sus dedos presionaron un poco el periódico al ver a Brandon en aquellas ropas no era la primera vez que pasaba que pensaba que Ace se veía hermoso, o era guapo o simplemente sentía que le movía el piso. No era la primera vez que sus ojos traviesos observaban a Ace de una manera peculiar.
 
— Buenos días — dijo saliendo del trance entre bostezo, apartando la vista para sentarse en una de las sillas de la isla de la cocina, dejando el periódico a un lado. Para volver su vista al frente, tallándose ligeramente un ojo. — ¿Cómo amaneciste? — menciono con una leve sonrisa, y queriendo olvidarse de los pensamientos que saltaban en su mente cuando el menor le resultaba atractivo de cualquier forma.
 
Tomo el control de la televisión para encenderlo y dejar las noticias con un volumen bajo, para poder llevar una conversación con él pero siempre queriendo observar y estar al tanto de las noticias del mundo, como todas las mañanas; a pesar que esta mañana se sentía como un zombi, tanto hasta que se le olvido que había salido de la cama solo en bóxer.  
Invitado
avatar

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Brandon E. Wingfield el Lun Ago 04, 2014 4:42 pm

Cuando al fin hubo acabado de beberse toda el agua que había sido contenida en aquel largo vaso de cristal, dejó escapar un suave suspiro y lo lavó ligeramente para después solo ponerlo a secar, caminando hasta la alacena con la clara idea de verificar que hubiese miel y harina con la cual pudiese acompañar los waffles que había decidido que haría. Se puso en movimiento entonces intentando dejar aquella pesada pereza a un lado, encendiendo primero que nada la cafetera en donde coloco el café y el agua correspondiente para que se vaya filtrando lentamente en lo que él tardaba preparando lo demás.

Recordaba perfectamente la forma en que debían ser preparados a pesar de que prácticamente había sido una de las primeras recetas que había aprendido ni más ni menos que por enseñanza de su mismísimo padre; cuando el tejano tenía apenas unos 8 años, una mañana le había sonreído con camaradería y enarcando la comisura de sus labios había dicho “Hoy aprenderás a hacer Waffles”. Una suave sonrisa se dibujaba en sus labios mientras enlistada los ingredientes necesarios sobre la isla de la cocina. Su padre, de aspecto bonachón, siempre había sido una persona tan pacífica en su esencia, alguien a quién era demasiado fácil tomarle cariño… y aún así, seguía sin poder entender como su madre había sido capaz de hacerle tal cosa.

¿Serían acaso caprichos del destino? ¿Sería que Rowan Lowell debía existir en el mundo porque sería su única salvación ante una enfermedad que a fin de cuentas no perdona a nadie? Si lo pensaba de esa forma era sumamente egoísta, la sola idea de que las cosas tuvieron que haberse dado así porque sí. El no era quién para discutir con el destino después de todo… pero destino o no, allí estaban los dos, viviendo juntos ahora, junto a aquel hombre que intentaba ver como su familia… como lo que era en realidad; su único hermano mayor.

Dos tazas de harina…─murmuró para sí mismo cuando medía la misma en una taza de tamaño medio, arrojándola luego a un bol de llamativo color rojo como la mitad de los objetos que decoraban el departamento… hermanos debían ser para compartir aquel gusto por el rojo que les llevaría a poder vivir cómodamente en el mismo espacio armonioso de colores cálidos─… dos cucharadas de polvo de hornear… media cucharadita de sal, dos cucharadas de azúcar…─enumeraba cada cosa quizás en el intento de mantenerse concentrado evadiendo el terrible sueño que le atacaba; comenzaba a pensar que si seguía así quizás terminarse tomándose su taza de café antes de tiempo.

Azúcar, leche, huevos, mantequilla… todo estaba en su punto en la suculenta masa de apetitoso color amarillo, lo cierto era que después de todo Brandon siempre cuidaba que los ingredientes que usaba en sus comidas estuviesen lo más frescos posibles, tanto carnes, como verduras, enlatados y lo que sea que fuese a necesitar. Una vez tuvo todo listo enchufó la waflera para tomar un poco de masa y colocarla dentro, encendiéndola y esperando a que el aparato hiciese lo suyo mientras se dedicaba a lavar lo que había ensuciado, dejando solo el bol con la masa sobre la isla. Fue entonces que le pareció escuchar que alguien le llamaba y se giro levemente cuando aún tenía el agua del grifo escurriéndose sobre sus manos enjabonadas; naturalmente sería el ¿Quién más? Después de todo era el único que le llamaba en esa forma. Rowan.

Buenos días Rowan… el desayuno estará listo en pocos segundos…─comento tras el saludo  ajeno─… he amanecido, solo eso puedo decir…─ni bien ni mal, pero parecía más dormido que despierto aún. Tras terminar de lavar todo dejó escapar un suave suspiro y se giro para ver como el otro se sentaba en una de las sillas que estaba frente a la isla, encendiendo el televisor que se encontraba en la pared de enfrente─ ¿Y tú? ─le miró entonces, su cabello desalineado, su rostro somnoliento y su cuerpo aún en pijama─… creo que la respuesta es obvia…─comentó acercándose a la alacena para tomar dos tazas en las cuales serviría el café, llevándolas hasta la isla─ No te sentí llegar anoche…─comentó mientras servía el café primero en la taza ajena y luego en la propia, dejando la jarra en la cafetera para ir por la leche─… bueno yo llegue prácticamente de madrugada… así que…─poca idea tenía él que el otro había llegado más tarde aún, apenas había apoyado la cabeza en la almohada había caído rendido al sueño que sobre sus hombros había pesado demasiado.

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Invitado el Jue Ago 14, 2014 6:54 pm

Era un problema saber que debía vivir con Ace, no por falta de espacio ni porque debía levantarse aun cuando deseaba quedarse en cama. No ese no era el motivo, el motivo del problema era no controlar miradas, o simplemente el hecho de vivir con un hombre atractivo y deseable ante los ojos azules de Rowan Lowell. Y realmente no importaba el lazo de sangre o el lazo biológico que tenían los dos, aquello era tan insignificante para Rowan por el simple hecho que no lo veía como parte de su familia ni siquiera o a lo mejor un primo lejano.
 
Evito mirarlo y centrarse en la televisión, si quería hacer llevadera la convivencia no podía estar fijándose en él de una forma no sana. Más sabiendo que el chico, ese chico que en ese momento le respondía su pregunta lo trataba de ver como un hermano. — Pareces adormilado — comento al mirarlo con una leve sonrisa.
 
— Estoy cansado, no deseaba levantarme de la cama — comento en un bostezo, y atrajo su taza al frente cuando el menor la puso sobre la isla, y procedió a beber un poco del contenido oscuro dejándola luego frente a él. — Esta delicioso, gracias.
 
Se movió un poco para estirarse mientras con una coleta se acomodaba su cabello rubio, peinándoselo ligeramente con los dedos — llegue muy tarde a casa, tipo cinco o seis de la madrugada. — Explico, omitiendo detalles; tampoco es que quisiera darle mayor importancia de la que era, una vez que termino de acomodarse el cabello volvió a beber de nuevo el líquido oscuro. Deseaba que le quitara el sueño, y los bostezos que parecían no dejarlo poder hablar tranquilo.
 
— ¿Dónde andabas? ¿Una novia, quizá? — interrogo de forma con picardía, mostrando una risita en sus labios traviesa hasta que soltó una risa ligera. — ¿Qué comeremos hoy? — Indago luego de sentir un olor delicioso inundar la cocina — ¿panqueques? — río como niño pequeño. Los panqueques le recordaban a su madre cuando hacía a cada a hora.
 
Se levantó de su asiento, pasando de lado del chico; aprovecho para entrelazar sus dedos con los cabellos del joven despeinándolo un poco y luego abrir la refrigeradora sacando la miel de maple y ponerla en la isla, al volver a su asiento. Le encantaba los panqueques con bastante miel, hasta notarlos muy húmedos y comerlos de esa forma.
 
— ¿Qué harás hoy por la tarde, Ace? — pregunto, al observar por las noticias que habría una feria en el centro de la ciudad para beneficencia o al menos eso entendió de la noticia. — Mira — señalo la televisión, en el momento que pasaban imágenes sobre las actividades y turnos de la feria.
 
— ¿Quieres acompañarme? — lo miro con una sonrisa. Era una buena oportunidad para salir y compartir fuera de la residencia. En verdad, Rowan estaba poniendo de su parte y tratar de llevar las cosas en paz y estables. Quizá si lo conocía mejor, omitiría el hecho que a simple vista le gustaba. Eran esos pensamientos que lo llevaban a brazos de su “amigo” a lo mejor, por eso no quería darle importancia.
 
Se restregó las manos por la cara un segundo y suspiro; bebiendo luego de la taza con café. — Podría ser divertido — agrego luego de una pausa y centrarse en el periódico que había dejado de lado y cerrándolo cuando observo un plato de panqueques acercarse.
 
— Aunque ahora me interesa más comer — comento con una risita, y moviendo las cejas de arriba hacia abajo con diversión. — Bueno, ¿Qué me dices? Sería bueno compartir tiempo fuera de estas paredes — explico, y lo miro a él, su cuerpo, sus ojos, su boca y desvió la atención hacia la comida.
 
Aquello estaba mal, aquello estaría mal hasta que no lo viera como amigo o parte de la familia cercana. 
Invitado
avatar

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Brandon E. Wingfield el Miér Oct 01, 2014 3:26 pm

El clásico ambiente de cada mañana, el escaso bullicio en el exterior, ese que a fin de cuentas aumentaba solo con el correr de las horas; de momento lo único más audible resultaba ser el cantar de algunos pajarillos que traviesos revoloteaban cerca de los ventanales del edificio, acicalándose mientras descansaban sobre las largas ramas de los viejos árboles que estratégicamente decoraban la vereda dándole un aspecto elegante pero natural. Ahora las voces de la televisión opacaban aquello pero aún así de forma muy suave y después de todo, amena para sus oídos. Si, en ese instante no deseaba ruidos fuertes; ni siquiera deseaba mucha luz, no hasta poder despertarse completamente, objetivo que buscaba alcanzar en los siguientes minutos después de haber desayunado. Al menos podría decir que el movimiento que requería para su cuerpo preparar el desayuno, había sido de buena ayuda; así como también recitar cada componente de aquella sencilla receta.

─ No he dormido demasiado… creo que cuando al fin cerré los ojos ya estaba a punto de amanecer…─comentó mientras servía el café para el rubio y le extendía la taza que contenía el cálido líquido oscuro, terminando por darle un sorbo al propio segundos después de haberlo servido; cálido y amargo, si quizás eso le despertaría como era debido─ Solo es café. ─respondió apenas tras el agradecimiento y caminó hacia la waflera que terminaba de moldear el primer trozo de masa amarilla─ Siendo así no era necesario que te levantases… Rowan…─comentó alzando la vista apenas para observarle mientras se peinaba ligeramente, formando una pequeña coletita con su larga cabellera rubia; en ese instante permaneció con la mirada fija en él durante unos segundos que resultaron imperceptibles en extensión para el tejano… él, alto y atlético, de ojos azules y brillante cabellera rubia, eran en realidad tan diferentes y opuestos físicamente; tanto, que cualquiera que les viese no adivinaría jamás que fuesen hermanos. Y aún así, el se parecía tanto a ella, a su madre… verle no dejaba de recordarle aquello. Negó levemente con la cabeza para volver a centrarse en los waffles que comenzó a servir en un plato que obtuvo de la alacena.

─ Compañeros de curso…─comentó en respuesta algo tardía a la pregunta ajena, justo cuando el otro se ponía de pie acercándose al refrigerador; quedándosele viendo al sentir aquella cálida mano despeinando un poco más su ya revuelta cabellera, en ese gesto que podría resultar tan familiar; quizás no fuese tan difícil después de todo, verle como el hermano que realmente era─ Teníamos pendiente la última parte de nuestra investigación… y se nos acababa el tiempo, así que decidimos sacrificar la noche para darle fin a eso. Creo que fue bueno después de todo. ─comentó con tranquilidad, desviando luego la mirada hacia la televisión en donde imágenes coloridas hacían gustosa presentación d la feria que visitaba la ciudad.

─ No voy a una de esas desde…─y sus palabras se hacían una pausa en ese mismo instante, la última vez que había ido a un sitio como ese… lo recordaba, había sido con ella─… no he ido en mucho tiempo, pero… creo que sería bueno…─comentó dándole la vuelta a la isla con su plato para sentarse al lado de su rubio hermano, del lado de la pared, de modo de no estorbarle la visión de la pantalla─… pasar el rato en algo diferente a lo cotidiano…─agregó, cruzando luego la mirada con la ajena, en esos pocos segundos en que le miró a los ojos y sin saber porque algo en aquella mirada removió levemente su interior. Rowan tenía una mirada muy intensa… aquello de alguna forma resultaba innegable para él.

─ Fue bueno acabar de una vez por todas con ese trabajo… ahora podría decirse que tengo todo el fin de semana para mi…─comentó mientras centraba la mirada en su plato y luego en el ajeno, tomando el frasco de miel e inclinándose un poco sobre el otro para verter una buena cantidad de miel sobre los waffles, después de todo Brandon sabía cuánto era la necesaria para que quedase en su punto y pudiese aprovecharse al máximo la combinación de sabores─ Esto me trae recuerdos…─agregó luego de permanecer unos pocos segundos observando la miel caer, sintiendo como un poco de ésta se derramaba sobre sus dedos─… porque no es algo que haya aprendido en mi tiempo como chef…─comento reincorporándose en su sitio para después llevar la mano manchada hacia su boca y comenzar a lamer suavemente la miel de sus dedos; casi pareciendo un gatito acicalándose en ese momento─ Mi padre me enseñó a hacerlos cuando era apenas un niño… de la nada me salía con algo como eso…─explicó brevemente, dejando escapar un pequeño suspiro de complacencia, de alguna forma las facciones de su rostro se suavizaban en lo que parecía imitar a una pequeña y apenas perceptible sonrisa; seguidamente se dedicó a colocar la miel sobre el que sería su desayuno.

─ De alguna forma… creo que me gustaría saber… un poco más de ti, de mis tíos… de cómo fue todo…─comento en un tono un poco más suave, enseriando nuevamente las facciones de su rostro, haciendo una leve pausa tras sus palabras para después cortar con el tenedor un pequeño trozo de aquel waffle, llevándoselo a la boca, saboreándolo lentamente. El arte de comer, si, porque saborear un alimento también podía ser un arte, eso él lo sabía muy bien.

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Invitado el Lun Nov 24, 2014 11:01 pm

Una sonrisa pobló los labios del estadounidense, — claro que era necesario, es como te dijera que no era necesario que hicieras el desayuno — bromeo ligeramente, y bostezo tapándose la boca con su propia mano unos segundos y respirar hondo. — Aunque pensándolo bien, sería una buena idea ambos estuviéramos durmiendo — dijo con una sonrisa amplia en los labios, mostrando fugazmente sus dientes blancos. Empezando a peinarse y luego levantándose para ir por la miel de maple, sus rozaron ligeramente los cabellos ajenos.
 
Empezaba a ser una caricia propia de Rowan para el menor, lo hacía con un cariño quizá inconscientemente buscaba aceptarlo de la manera que él deseaba. Sin embargo, no era posible; Rowan sencillamente ya tenía un hermano y no era el castaño. No obstante, podía verlo como otro familiar ¿sería posible? No tendría esa clase de gestos con cualquier compañero de habitación, de hecho no tendría compañero de habitación, no le hacía falta.
 
Y dejo de pensar, prefiriendo prestar atención a las palabras que se escuchaban lejanas pero cada vez se esclarecerían cada vez más, en el momento que el mayor ponía su concentración en el menor. Despejando su mente de pensamientos propios prestándole la atención indicada al menor — deberás sacrificar tus noches muchas veces más — río un poco — es algo natural cuando se trata de la universidad — menciono algo muy cierto pero seguramente nada alentador.
 
— Pero cuando seas profesional, escogerás la forma de trasnochar — ahora si alentó ligeramente, soltando una risa por debajo y negando suavemente con la cabeza. Hasta levantar la cabeza, y fijar la atención en lo que anunciaba la televisión. Una buena forma de aprovechar el día y pasar con su ¿medio hermano, hermano, primo? Cualquiera de esas tres sería una buena forma de verlo, no como lo como lo estaba viendo actualmente. Un chico atractivo.
 
Era bastante frustrante pensar en eso cada vez que lo veía, como en ese momento que paso la mirada sobre él y lo recorrió desde el cabello despeinado hasta notar de nuevo el color del pijama que usaba en ese momento sin ningún tipo de camiseta que cubriera su pecho. Hizo tragar de nuevo en seco, al rubio-naranja, y preferir centrarse en su café y los panqueques que el menor había dejado en su plato.
 
Tomo la botella de maple, empezando a ponerla sobre los wafles de su plato, y luego de utilizar se la paso al chico que se sentó al lado de la pared. — Y es algo que necesitamos, romper lo cotidiano; ¿no crees, Ace? — guiñándole el ojo derecho, tomando un pedazo de su panqueque llevándoselo a la boca.
 
— Mmmh, sí, esta delicioso — murmuro sin pensarlo y mirando al menor — al pedirme tu mano, tienen que traerme un buen chef; ya que si te vas extrañaré tu comida — menciono con una risita, y moviendo las cejas de forma divertida. Gestos que se detuvieron al ver al otro lamerse los dedos… dejando que la imaginación de Rowan volara fugazmente.
 
Maldición, pensó y volvió a mirar la televisión evitando mirar a Brandon. ¿Cómo es que esos detalles y acciones del otro, lo hacían pensar en cómo sería tenerlo en la cama? Debió quedarse a dormir en el apartamento de su amigo. En realidad debía hacer algo para cortar esa atracción que no terminaría bien, o al menos eso pensaba.
 
Y lo intentaría, o terminaría saliendo de su propia casa; reprimió un suspiro. Aquella mañana hasta él se sentía extraño, seguramente la necesidad de tener una ducha y ponerse más guapo, sexy y hermoso de lo que ya era. Claramente la vanidad de Rowan es algo que no perdería.
 
— Yo una vez intente hacer comida — comento saliendo de sus pensamientos al escucharlo hablar — mis padres tuvieron que utilizar el extintor — soltó una risa al recordarlo, y luego llevando otro pedazo de aquella mezcla ya cocinada a su boca. Su mirada volvió a estar sobre el menor al escuchar aquella oración.
 
Oración, que hizo detenerse en los movimientos del mayor y respirar hondo; desviando la mirada al televisor — ¿Cómo fue todo? — Pregunto con un poco de molestia de pronto, sin embargo evito pensarlo — Somos una familia unida,  mis padres son los mejores padres del mundo — dijo con una sonrisa amplia, y luego río sintiéndose como un niño al decirlo.
 
— No sé qué deseas saber, Ace. Somos una familia con sus pros y contras — ladeo el rostro, y en un acto no tan pensado, su dedo pulgar luego de lamerlo ligeramente paso a limpiarle la mejilla manchada de miel del chico y sonreírle.
 
— No creo que no los conozcas, ellos no faltan a las reuniones familiares en Texas.
Invitado
avatar

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Brandon E. Wingfield el Lun Dic 01, 2014 1:50 pm

Un largo sorbo de café por la mañana, amargo, tibio, al terminar de beber aquella taza y al terminar de comer aquellos waffles que él mismo estaba preparando, suponía que debería estar lo suficientemente despierto para hacer algo productivo ese día; y sino, simplemente para hacer algo. En realidad la única razón de despertarse a aquellas horas había sido el deber de prepararle un buen desayuno al dueño de casa y sin embargo el parecía tanto o más adormilado que el mismo Brandon; vaya noche habían tenido ambos, aunque el castaño no tuviese idea de que era lo que le había llevado al otro a trasnocharse. ¿Trabajo? ¿una cita quizás? No era que fuese entrometido ni mucho menos, si el rubio nada decía al respecto, él no se pondría a preguntarle.

─Ciertamente… es parte de mi trabajo alimentarte correctamente…─comentó, bebiendo un largo sorbo más de su café para después dejar la tasa sobre la mesa─… siendo así ¿deberíamos volver a la cama? La verdad no tengo nada relevante que hacer hoy…─agregó mientras se ocupaba de la waflera que en su actividad inundaba la pequeña cocina de un suave aroma dulzón; y tras colocar los primeros waffles sobre el plato, sintió una ligera caricia en su alborotada cabellera, su mano grande y cálida, de alguna forma se sentía bien… de alguna forma eso le dejaba sentirse ¿más hermanos?

─ Estoy consciente de ello, creo que… es algo que la mayoría sabe…─comentó, él por su cuenta estaba dispuesto a sacrificar cuantas noches necesitase para recibirse en aquello que amaba y poder así recorrer el mundo… si es que aún le quedaba vida para ese momento; quería pensar que si, quería pensar que podría cumplir ese sueño─ Las recompensas serán buenas al final del camino. ─finalizó tras el comentario ajeno, ciertamente él creía que así sería cuando todo hubiese acabado, necesitaba creerlo─ Será bueno, sí. ─respondió tras la pregunta ajena, esperando a que el rubio vertiese la miel sobre su plato para después tomar el frasco y comenzar a verter un poco sobre su desayuno. Ver la miel caer, el dulce aroma de los waffles recién hechos, incluso el aroma a café, viejos recuerdos emanaban de cuando él había sido un niño como cualquier otro en una familia de clase media, como cualquier otra… familia que de forma repentina se había visto desintegrada.

─ ¿Que no debería ser yo quién pida la mano de la chica? ─pregunto alzando una ceja, viéndole reír mientras movía las cejas de forma graciosa, quedándosele viendo hasta que unos segundos después una suave sonrisa se dibujó en sus labios─ De todas formas, puedes quedarte tranquilo… si eso sucede algún día, no será en un buen tiempo…─comento mientras con la cuchara acomodaba un poco la miel sobre los waffles, notando que había manchado un poco su mano y terminando lamiendo la dulce sustancia de color ámbar de entre sus dedos; él tenía sus motivos para pensar así, un desengaño como aquel no era algo que quisiese volver a padecer, si es que causa de ella… fue a causa de ella que había cambiado como persona. Pero tras reencontrarse con su esencia podría decir que ahora se encontraba cómodo consigo mismo.

─ Ya lo creo…. alguien como tu debe ser un desastre tras la hornalla…─comento llevando de pronto la mano frente a su boca para cubrir una pequeña risita que escapó sin que pudiese evitarlo; no podía ser perfecto, no, no lo era, lo que tenía de belleza y galantería le faltaba en la cocina y quizás en otras cosas; si, de esa forma todo era equilibrado─ Procura conseguirte una novia que sepa cocinar. ─sugirió con cierto énfasis, justo antes de cortar un trozo de waffle y finalmente llevárselo a la boca, saboreándolo con gusto; el agradable sabor de la infancia y los buenos recuerdos… de alguna forma sabían igual a los que su padre le había preparado.

Querer saber sobre él, sobre ellos, de alguna forma sentía curiosidad de cómo había sido su vida, de cómo era, de cómo hubiese sido si hubiesen convivido como verdaderos hermanos; aunque conociendo la verdad de los hechos sabía que eso siempre hubiese sido imposible, pues su padre no perdonaría tal traición con facilidad. No lo había hecho, y por eso tras años de matrimonio la leucemia del hijo había llegado para destruir la familia y la vida de los tres.

─ Creo que es normal… querer saber un poco más…─comento mientras clavaba la mirada en un nuevo trocito que cortaba lentamente, permaneciendo de forma pensativa unos pocos segundos─… es inevitable para mi pensar… como hubiese sido si viviésemos juntos, como hermanos…─y lo miró entonces─ Rowan, a pesar de saberlo todo tu jamás quisiste verme, jamás quisiste buscarme… ¿Por qué? ─pregunto viéndole fijamente, bajando un poco las cejas hasta sentir el pulgar ajeno pasearse por su mejilla, retirando un poco miel que allí había quedado sin que se diese cuenta─ ¿Acaso me guardas algún tipo de rencor? Dime la verdad. ─exigió de pronto, frunciendo ligeramente el entrecejo, permitiéndole aquel gesto mientras le miraba fijamente a los ojos─ Me hubiese gustado saber que tenía un hermano con quién contar cuando lo necesitase… aunque vivieses a kilómetros de distancia…─confesó dándose cuenta de que su voz fue bajando de tono hasta sus últimas palabras, si, él hubiese deseado saberlo a pesar de todo, porque de esa forma no hubiesen perdido tanto tiempo, tantos años; y ahora le miraba allí en frente, a ese hombre que podría haber estado a su lado desde hace tanto tiempo, y que sin embargo no parecía haber tenido interés alguno en conocerle a pesar de saber de su existencia.

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Invitado el Lun Ene 12, 2015 12:50 am

Volver a la cama se le hacía ciertamente tentador, necesitaba reponer energías después de lo de anoche; pero la idea de compartir con Ace era una mejor opción ya que a pesar de compartir la misma casa y las comidas no significa que estuvieran unidos de alguna manera. Dio un suspiro, negando ante la idea de hecho el dato de la feria fue más tentador que pasar el resto del día en la cama.
 
Puso atención a Brandon, mientras degustaba su platillo del desayuno; él era un chico educado, con buenos valores y de lo que conocía daba a pensar sobre la crianza que recibió. No importaba como fue el pasado, ella parecía haber hecho un buen trabajo con él. Al menos es lo que parecía, y en realidad no le gustaba hasta donde se guiaban sus pensamientos por lo que prefirió fijar su atención en la televisión.
 
— La verdad me alegro que sepas que todo esfuerzo trae consigo grandes recompensas, sino me crees mírame — bromeo un poco, partiendo un pedazo de wafle y llevándoselo a la boca. Le encantaba de verdad su comida, era algo que extrañaría si él se fuera. Aunque si lo pensaba, no debía acostumbrarse tanto… pero sonrío cuando el menor le hablo de que para irse seria en un buen tiempo.
 
¿Y si se acostumbraba a él? A pesar de vivir solo, sabía que en algún momento del tiempo de vivir con él se acostumbraría a su presencia tanto que le haría falta. ¿Cómo amigo, como hermano, primo o… como un chico que le gustaba? La atracción sentía era un tema que parecía no dejarlo tranquilo en pensamientos.
 
Tanto que estaba tan ido, que a la hora de beber café hizo un sonido de molestia al quemarse la lengua — diablos — murmuro, jadeando un poco — mi hermosa lengua — se quejó de forma mimada, y volviendo a comer un pedazo de wafle para que el dulce le endulzara la quemada.
 
— Mmm, tanto desastre que hasta se me quema el agua — bromeo — así como la lengua — riéndose de sí mismo. — Mi madre me preguntaba que como iba a sobrevivir y yo le decía que comería afuera. Cosa que hice los primeros meses hasta que contrate empleadas de servicio — comentaba con una sonrisa.
 
— Pero admito que trate de cocinar ciertas veces y todo era un desastre — riendo — la moraleja: no dejar a Rowan Lowell acercarse a la cocina — río, volviendo a beber un poco de café esta vez con cuidado de quemarse.
 
Escuchando las palabras de Ace, y negar un poco — no creo, me quedo contigo hasta que me dejes — se balanceo en su asiento para chocar hombro con hombro, guiñándole un ojo después. — ¿Desde cuándo cocinas? ¿Quién te enseño? — Interesándose en saber aquello — ¿O aprendiste solo? Tu ventaja es que no necesitas una chica que sepa cocinar.
 
Termino de comer, alejando su plato un poco de su lugar. Observando a su primo cuando toco el tema que Rowan en realidad deseaba evitar. Se le quedo mirando fijamente sus reacciones y palabras, parecía que para Brandon la necesidad de encontrar respuestas era primordial. Suspiro, apagando la televisión y giro su silla hasta poder quedar mirándolo de frente.
 
— Brandon — nombro, dispuesto a darle las respuestas que él buscaba — yo no te veo como un hermano, yo tengo mi hermano con el que crecí, hice travesuras, peleamos, nos apoyamos y lo amo. Ese campo de hermano que tú llegas a pensar no existe para ti — fue sincero, a sabiendas que era una realidad dura.
 
— No te guardo rencor, pero tú solo eres mi primo, un primo lejano — hizo una pausa, deseando observar cada parte del chico. Estaba manejando eso como psicólogo ya que era la mejor manera de saber cómo actuar o como pronunciar las palabras correctas.
 
— Pero tú no tienes la culpa. No es tu culpa que yo no visite Texas, o que me relacione con tu familia — dejo en claro aquello. Tampoco deseaba hacerlo sentir ser el culpable de sus decisiones — además, Madison no deseaba tener un contacto conmigo y mis padres tampoco deseaban que estuviera cerca de ella hasta que yo tomara una decisión cuando tuviera la suficiente madurez — explico, hasta quedarse en silencio un momento antes de continuar.
 
Deseando que lo procesara, era bastante información de golpe.
 
— Mi decisión fue que yo tenía una familia, y no necesitaba a nadie más. Tú tienes una familia en la cual yo no era parte, ni sería aceptado por tu madre, entonces ¿para qué mover las aguas turbias? No era algo que valiera la pena.
 
Se quedó pensativo, hasta formar una leve sonrisa en sus labios — no significa que tu no vales la pena, si no te hubiera dejado debajo de un puente — bromeo — solo que… — mordiendo su propio labio, tratando de explicarlo — yo no te veo como tu tratas de verme a mí.
 
Suspirando fuertemente, levantándose de su asiento tomando los platos sucios para proceder a ponerlos en los lavaplatos — ahora… eres un primo lejano que estas aquí porque mi madre me lo pidió, no me incomodas aunque es extraño ya que he vivido solo desde que salí de mi casa — mirándolo de reojo — y espero llevarme contigo, como un buen amigo o formar un lazo de alguna manera, Ace.

Dejando los platos vacíos en su lugar, para presionar un simple botón el cual haría su trabajo de lavar la vajilla usada. Recostándose en el borde de la cocina, dejando sus manos apoyadas en el mismo borde; hasta fijar nuevamente su mirada en el menor — ¿Cómo te sientes al respecto? Se sincero, Ace; creo que llego la hora de hablar sin tapujos. 
Invitado
avatar

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Brandon E. Wingfield el Jue Feb 19, 2015 1:55 pm

Quizás fuese capricho del destino que ambos hermanos resultasen tan remarcadamente opuestos en varios aspectos de su persona; iniciando en el aspecto físico que a simple vista era lo que más difería entre ambos. El mayor, alto, rubio y bien parecido, mientras que el menor se veía más como un muchachito normal que había encontrado su propio estilo… o al menos así se había visto él siempre; sin embargo había algo muy destacable en su persona y que era lo que más resultaba llamativo para aquellos que le veían por primera vez… esa vehemente mirada tan suya y que parecía haberle robado el brío a una intensa llamarada de fuego.

Pasando a la personalidad, podría decirse, si, que resultasen bastante opuestos ciertamente; mientras que el mayor era sociable y coqueto, el menor prefería resguardar su espacio personal y mantener un grupo reducido de allegados y personas importantes en su vida. Quizás esa fuese la base de lo tan distinto que ellos podían llegar a ser entre sí… pero las cosas no acababan ahí, si se pusiese a enumerar cada cosa, cada detalle, sabía que podría llevarle un buen tiempo; pero lo realmente gracioso en todo eso era la forma en que parecían opuestos el uno del otro; tal y como si ellos dos pudiesen llegar a complementarse perfectamente… perturbador en cierto punto. Y las habilidades culinarias eran solo el inicio de todo eso.

─ Me pregunto cómo es posible carecer completamente de habilidad en la cocina… es algo que no puedo entender, al menos para las cosas más sencillas…─extraño, demasiado extraño quizás para alguien a quién se le había dado de forma tan natural aquel aprendizaje; era cierto, Brandon tenía mano para la cocina, muchas veces los clientes le habían elogiado por lo exquisito de sus platos. Sin embargo lograba creer que lo que decía él era cierto, y debía ser así después de todo, debía… porque sino él no tendría motivo alguno para estar en aquel sitio, y entonces sí, probablemente las cosas hubiesen sido bastante distintas. ¿Todo se da por una razón? Resultaba inquietante pensar en aquello.

─ ¿Me vas a decir que prefieres verme a mí en la cocina en vez de una chica? ─pregusto incrédulo de aquello, más aún a sabiendas de que el hombre emanaba coquetería por los poros; pero sonrió al sentir como chocaba el hombro con el propio para después negar ligeramente con la cabeza mientras cortaba un trozo más de aquel waffle que ya llevaba por la mitad─ Así que le huyes al compromiso…─fue lo que pudo deducir de sus palabras, y no resultaba extraño, claro, no de alguien como Rowan Lowell.

─ Profesionalmente desde los diecisiete, podría decirse… estaba en el último año de instituto cuando entre a trabajar como ayudante de cocina en un afamado restaurante en donde el cheff principal acabó viéndome como el hijo que nunca tuvo, y sin que se lo pidiese realmente comenzó a enseñare más y más cosas… hasta el punto que fui capaz de suplirlo cuando él se hubo jubilado. ─comento, tomando la taza para beber un sorbo más del poco café que ya le quedaba en ella, sonriendo con el último comentario ajeno mientras se rascaba ligeramente el puente de la nariz─ Si bueno, ella es un desastre en la cocina…─se le escapó, e inmediatamente después de eso su expresión se volvió un tanto sombría por largos segundos; ella, aún parecía tener el hábito de recordarla de esa forma. Lo que no le gustaba nada en realidad; y quizás fuese mejor, centrarse en un tema del que en algún momento deberían hablar después de todo, porque si, porque de alguna forma el castaño tenía esa necesidad. Pero claro, de Rowan… de él no podía decirse lo mismo.

El último trozo de aquel waffle pareció negarse a pasar del todo por su fina garganta en el momento en que lo vio girarse hacia él con tanta seriedad en sus facciones, si, podía adivinar qué le diría, podía pensar incluso que hubiese terminado siendo juzgado junto con las acciones de su madre, parecía natural en cierto punto aunque él nada tuviese que ver. Bebió un largo sorbo de café para pasar el último trozo de su desayuno y habiendo acabado también, desplazo levemente el plato con la taza para poder tener mayor comodidad ahí mismo, girándose de la misma forma en que él lo había hecho… debía enfrentarlo, eso lo sabía bien. Fuese lo que fuese que el mayor tuviese para decirle.

Le escuchó, en silencio, manteniéndole la mirada a pesar de lo que le decía era un golpe bastante ¿fuerte? En algún punto, no moriría por ello, pero era casi como un extraño retroceso ante todo lo que había intentado procesar ese último tempo y más aún, una enorme incertidumbre… ¿Qué debía hacer entonces? ¿Cómo es que debía verlo? ¿Cómo primo, como amigo? ¿Cómo un desconocido? De alguna forma Brandon había comenzado a verle como él suponía debía verle, de alguna forma había comenzado a desarrollar cariño por él como el hermano mayor que sabía ahora que tenía. Como un hermano, porque Brandon nunca había tenido uno… quizás esa fuese la razón por la cual se había sentido tan perdido pero a la vez en algún punto se había sentido feliz de encontrarle. ¿Cómo era tener un hermano? Uno con quien compartir infinidad de cosas, uno que pudiese conocerle quizás más que él mismo… uno que pudiese regañarlo cuando hacia algo mal o cuando su terquedad sobrepasaba los límites deseables… uno que no estaría allí después de todo.

No había pronunciado palabra alguna incluso cuando el otro se levantó de su asiento llevándose la vajilla usada en sus manos, bajando la mirada hacia el suelo se había quedado allí intentando procesar y asimilar todo lo que había dicho. Tenía sus razones, podía entender eso; podía entender que odiase a su madre… pero en algún punto lo estaba culpando aunque dijese que no, porque a causa de ella no se había interesado jamás en conocerle, o porque a causa de lo sucedido había decidido solo pasar de él así sin más, sin siquiera ponerse a pensar que es lo que él hubiese querido y que no… si, el también tenía ese derecho.

─ Así que primo lejano…─murmuró tras unos largos segundos de silencio, solo escuchando como la vajilla era colocada en la máquina que se encargaría de lavarla, e incluso como el sonido característico de ésta se hacía presente de forma inmediata─ Supongo que es entendible. ─fue lo único que dijo, bajándose de la silla y suspirando levemente cuando sus pies tocaron el suelo─ Pero te olvidas de una cosa…─entonces subió la mirada hacia el rubio y la clavo en sus ojos, podría decirse que en alguna forma estaba molesto con eso; con sus palabras y con como terminaban siendo las cosas─… yo si te hubiese aceptado. Yo si hubiese querido verte, yo si… hubiese querido tenerte a mi lado…─dijo aquello con una mano en su propio pecho, y tras sus palabras exhaló audiblemente mientras desviaba la mirada de él hacia ningún sitio en concreto─… pero nunca te importé, no veo porque eso tenga que cambiar ahora. ─sentenció, si, estaba molesto y decepcionado en algún punto; que fácil te reemplazaban las personas la mayor parte del tiempo, si él sabría bien de eso. Pero tampoco reclamaría nada, no estaba en posición de hacerlo, no cuando estaba allí para rogarle que salve su vida… y a pesar de todo, en alguna forma, tenía la esperanza de que él accediese a eso, aunque fuese solo a eso.

─ Agradezco hayas tenido la buena voluntad de aceptarme aquí, como dije en un inicio, me ganaré el lugar con trabajo como debe ser, para que no tengas quejas de mi. ─no podía ser sincero como le estaba pidiendo, la sinceridad no era su fuerte, no por ser una persona falsa, nada que ver; sencillamente no se le daba bien expresar sus sentimientos, y en este caso no creía que valiese la pena, no, de todas formas nunca sería nada importante para ese hombre que tenía en frente. Lo mejor era dejar las cosas como estaban y ser amigos, quizás.

─ Iré a cambiarme, estaré listo en poco tiempo. ─agregó después de hacer una pausa de pocos segundos─ Te esperaré en la sala. ─de alguna extraña forma suponía que a Rowan le llevaría más tiempo que a él arreglarse para salir. Dicho esto solo le dio la espalda y camino hacia su habitación donde entro cerrando la puerta detrás de si; ahora toda su perspectiva debería cambiar… ahora que comenzaba a adecuarse a algo que no debía ser, ¿Qué hacer? Empezar de cero… otra vez.

Volver arriba Ir abajo

Re: Uncover -priv. Rowan-

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.