Welcome to SNA!
「WELCOME TO SNA」



Hey Invitado sé bienvenido/a a la SNA, una universidad famosa por su educación, el campus más grande del mundo, y a Alki Strait City, famosa por su gente; por sus parajes y paisajes, pero sobre todo por su imponente presencia. Innumerables cosas, misterios, verdades, pueden sucederse en este lugar, ¿se siente bien?, ¿quieres experimentar el desenfreno de una ciudad que no descansa, de una universidad que es más que eso? Entonces... ¡Deja de observar y entra de una buena vez a este mundo!
Conectarse

Recuperar mi contraseña

「WHO IS ONLINE?」
¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 28 el Lun Sep 04, 2017 10:27 pm.
「LAST POST」
Últimos temas
» Angels in America // Priv: Erika Singer
Ayer a las 2:56 pm por Erika Singer

» Anxiety (Priv. Reiner)
Jue Dic 14, 2017 5:59 pm por Lee Seung Ho

» Scared [Priv. Daichi Kitagawa]
Jue Dic 14, 2017 3:43 pm por Zhao Wang

» Hike—priv: Kohaku Koyama
Miér Dic 13, 2017 1:14 pm por Shun Wakahisa

» Mokuyōbi no yoru— priv: Zhao Wang
Mar Dic 12, 2017 1:27 pm por Shi L'Jon

» Cappuccino [Priv. Yahiro]
Lun Dic 11, 2017 1:51 pm por Yahiro Kanzato

» Es war das erste Mal— Priv: Lee Seung Ho
Lun Nov 27, 2017 2:22 pm por Reiner F. Lawrenz

「OUR BOSSES」

THE SNA KING
master

- Profile MP -


MINATO
admin

- Profile MP -

SHI
designer

- Profile MP -


Noragami Roler Psycho-Pass RPG .:Magatsu World:. Surprise City Forbidden Love < a href="http://innocent-malice.foroactivo.com/">INNOCENT MALICE Crear foro The Last Breath RPG
「THANK'S & CREDITS TO:」



Este skin ha sido realizado por Shi {@Shi.2014} para Security Northwest Academy, se prohíbe su reproducción. Los códigos para las descripciones de los foros son propiedad de Niza. La historia y demás puntos base del foro, son propiedad del staff y están inspiradas en lugares de la vida real; las tramas y expedientes de los usuarios son de su propiedad y solo suya.

Agradecemos a #ALF por la ayuda con sus tutoriales; a We♥It, Tumblr, Zerochan, MiniTokyo y otros por las imágenes, las cuales han sido sometidas a edición. Este foro es una obra de ficción y, como tal, no tiene relación más que ligera con hechos de la realidad.

#NO AL PLAGIO, ¡Sé original!

Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Shi L'Jon el Sáb Ago 13, 2016 2:58 pm


Dai ichi sesshoku

Primer contacto // W: Emily Archer // Drake Sadium (UCLA) // Lunes; 14:21 hs // DS1 & DS2 // Cabello & Vestimenta

Sinceramente… no muchas cosas tenían sentido justo ahora.

Su ser estaba realmente abrumado, había hecho cosas inesperadas, algunas que habría disfrutado antes, pero que ahora no era el caso. Estaba cansado de mucho, del hecho de que ciertos aspectos de su actual vida comenzaban a volverle loco, de ese niño, que no le molestaba, que no hacía nada, solo estaba ahí, como él, como Hei, presencias que ahora le perturbaban de vez en cuando, adición a la que apenas se estaba acostumbrando, a la que debía acostumbrarse si no quería perder el resto de cordura que le quedaba.

Pero… es que, a estas alturas, a pesar de fingir fervientemente y con mucho éxito, por dentro estaba bastante desanimado, ¿cómo había pasado eso?, ¿cómo había podido ella irse, dejarle y aparecer con otro en la prensa luego de haberle prometido un futuro?, ¡maldición!, la mujer le había prometido hasta un perro, y él le había creído, de alguna manera, en esos meses, había logrado amoldar su sistema a ella, su fidelidad a ella.

Y no había servido para nada.

Tragó, junto al equipo de atletismo de la universidad habían arribado esa mañana a Los Ángeles, California, a fines de llevar a cabo un pequeño campamento de entrenamiento/mini vacaciones de cinco días, cuatro noches, para acentuar las preparaciones de lo que sería el campeonato nacional que se avecinaba. Estos serían sus segundos, el año anterior, siendo un novato, había ganado algunas medallas, esperaba un mejor rendimiento, especialmente luego de haberse volcado completamente a esto y a la astronomía los últimos meses, después de todo, en el exterior, no había mucho más a lo que acudir.

“Para él era diferente”, sería la mejor manera de describirlo todo.

Hoy era lunes y seguiría su usual menú de entrenamiento los días lunes y martes, tendría medio descanso el miércoles, pues estarían haciendo algunas competencias entre ellos, y el jueves regresaría a su menú usual de preparación, pues estará participando en los 800, 1500, 5.000 y 10.000 metros en las competiciones, y tenía una media maratón clasificatoria, acorde a su preparación, dentro de cuatro semanas, por lo que a partir de hoy también comenzaría con sus tapers previos.

Había hecho calistenia ya, por cincuenta minutos, antes de aventurarse, como lo hacía ahora, y comenzar a trotar por la pista. Esta vez estaban viajando como un equipo unido, las divisiones de hombres y mujeres, por lo que podía ver, en el centro de hierba, como chicos y chicas hacían sus sets de garrocha, jabalina, martillo, salto y otros, sin embargo, hasta esta hora la pista era para ellos, los corredores de media y larga distancia, pues habían llegado temprano en la mañana, y los corredores de corto y con vallas se habían apoderado del recinto hasta la hora del almuerzo, el cual había sido prestado al equipo de parte de la UCLA por un convenio de intercambio entre las dos universidades.

Apretó un poco su trote, lo haría por veinte minutos a un ritmo medio, la cuenta la llevaba en su cronómetro, así como otros, chicos y chicas, estaban llevando su propia cuenta en su ejercicio según las exigencias de los entrenadores. Exhaló, el sol estaba un poco bajo y eso era bueno; su cuerpo estaba más ligero, pero eso no era porque estuviera menos pesado, al contrario, llegó a esta universidad con ochenta y ocho kilos y doscientos tres centímetros, ahora pesaba noventa y un kilos y medía doscientos seis, casi siete, centímetros… esto era demasiado, ¿hasta qué edad era que terminaba de crecer?, ¿hasta los veintiuno?, y tenía dieciocho… su padre había sido un hombre alto, pero de un metro con noventa y cinco, noventa y seis, lo suyo era ya exagerar. Tal vez se sentía más ligero porque, en efecto, se había hecho más rápido a pesar de esos factores de altura y peso que, a menudo, lo confundían con un jugador de baloncesto, o de voleibol.

Junto a su carrera rebotaban un poco las medallas familiares que llevaba, también su cabello, el cual, a pesar de estar cubierto por la capucha, seguía siendo de los vivos colores del arcoíris, al punto de comenzar a ser llamado el “Capitán Arcoíris” por algunos de sus mayores… no le molestaba, él siempre se hacía respetar en las pistas, y eso era lo importante. En tiempos de rebeldía, las personas eran capaces de muchas cosas, en un inicio él lo había hecho, a sus trece años, perforándose las orejas, ahora tenía tres perforaciones a la izquierda y cuatro a la derecha, y lucían genial con el tatuaje, por lo menos… lo del cabello, quizá, tan solo había sido para terminar de sacarse el estrés y la frustración que cargaba encima.

Terminó sus primeros cinco minutos de carrera pasando de nuevo por la línea de meta, cuando los menús comenzasen se quitaría esta chaqueta, una vez terminase por completo su calentamiento.



avatar
Edad :
19

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Emily Archer el Lun Sep 19, 2016 7:01 am

W: Shi L'Jon // Drake Sadium (UCLA) // Lunes, 14:30 // Vestimenta //

El día era increible: hacía un hermoso sol típico del mediodia, el cual no era el más recomendable para andar haciendo ejercicio, pero no podían hacer nada más que ceñirse al horario.
Aquel lunes llegaron a Los Ángeles desde Alki, un viaje por cortesía de la universidad para que sus atletas estuvieran bien preparados para los campeonatos que estaban por venir aquel año.

Claro, había grandes talentos entre las filas del club de atletismo, aunque Emi sabía que ella era la número uno entre las féminas. Si no, no se hubiera apuntado con tanta seguridad, ni se hubiera casi "autoproclamado" sub-capitana del club. Lástima que el puesto superior ya estuviera ocupado.

Todo el mundo estaba haciendo sus estiramientos y calentamientos en ese momento, cada uno a su propio ritmo. Eso le iba como anillo al dedo a la joven ya que aunque no quisiera reconocerlo, su cuerpo seguía algo aletargado del viaje. Era un buen trecho a recorrer al fin y al cabo.

En cuanto terminó sus ejercicios, se dispuso a trotar un poco por la pista no demasiado rápido, lo suficiente como para entrar en calor. Algunas de sus compañeras estaban esforzándose también, incluso demasiado como para ser el calentamiento. Debería corregirlas pero… No, ese no era su deber. Para eso el entrenador se ocupó de preparar unos ejercicios específicos para cada persona. Entendía que querían destacar y aprovechar el viaje a un estadio tan grande y con gente de otras universidades pudiendo verles pero… No era suficiente como para ello.

Terminó la vuelta, perdida en sus pensamientos y algo cansada, como era normal. Paró en la línea de meta y a los pocos segundos, apareció un chico con el pelo de colores al que ya había visto antes. ¡Ah, claro! Ese chico era el “capitán” del club… Había empezado a correr más tarde que ella y aun así casi la había alcanzado… Emily refunfuñó, estaba claro que eso era por la altura y constitución. Ella era mejor, o al menos eso creía.

Podía aprovechar la oportunidad y preguntarle cosas acerca de esta salida escolar... Así podría dirigir al grupo femenino con mayor facilidad. No era demasiado buena con los números y se le pasaban las hora a recordar, por lo que no estaba de más preguntar.
-Oye- llamó al muchacho, en un tono algo fuerte -¿A que hora termina el entrenamiento hoy? ¿Hay más ejercicios después?- parecía sonar que no estaba interesada en el club y sólo quería irse, pero no era eso en absoluto. Sólo necesitaba refrescar la memoria.

-¡Ah!- recordó que no se habían presentado formalmente, sólo se habían visto en el club de pasada, pues cada uno tenía sus obligaciones personales y de posición -Yo soy Emily Archer, la "subcapitana" del club- se presentó, poniendo una inconsciente mueca al pronunciar "subcapitana". No le gustaba el sufijo "sub": eso significaba por debajo y ella no podía permitir eso, era una muchacha con ambiciones. -Creo que no nos habíamos presentado formalmente. Es un placer.-
avatar
Edad :
18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Shi L'Jon el Lun Sep 19, 2016 2:33 pm

Había terminado entonces su segunda vuelta, ya sumaban casi diez minutos desde que había comenzado a correr y le restaban otros diez, al momento en el que se vio ligeramente perturbado en su carrera de parte de alguien a quien había visto antes, sí, ella era rubia y a simple vista bien dotada, pero jamás le había prestado atención especial… según recordaba era la capitana de las chicas, sí.

No detuvo su carrera, sería un error, pero bajó un tanto el ritmo para que ella comenzara a seguirle, al parecer quería saber cosas referentes a la logística del viaje, ¿no debieron habérselo informado ya?, era lo que él creía, pero tal vez había existido una pequeña desorganización en ese sentido, o ella no había leído los horarios.

Las zancadas eran algo más espaciadas y lentas cuando le dirigió el mirar de lado a la chica, ella se había presentado, él era realmente malo con los nombres, casi nunca podía recordarlos, por lo que, en ese instante, comenzó a pensar en un buen mote, no era realmente tan difícil, pero a él no le gustaban aquellos comunes o diminutivos básicos de su nombre, lo cual lo hacía más complicado. Aún tenía puestos los lentes de sol, porque el resplandor era bastante, por lo que, desde su altura, distinguía bastante bien todo.

Yo soy Shi L’Jon, un gusto—se presentó en su andar, habían otros pequeños grupos que ya comenzaban a trotar y conversaban un poco en medio del calentamiento—soy realmente malo para recordar a las personas y sus nombres, por lo que me disculpo, terminaré poniéndote un mote o algo así—fue muy sincero, llegando a la curva calmó algo más el ritmo y le miró más directamente—el entrenamiento oficial termina a las seis de la tarde, luego habrá la cena y, desde las ocho hasta las diez, habrán sesiones de gimnasio o de pista de acuerdo a los menús que cada uno estemos siguiendo, para los de campo, ellos seguirán trabajando en eso—contestó con mucha calma—, será la misma dinámica todos los días, menos la mitad de descanso, que para nosotros será casi completo—completó su respuesta para mirar el cronómetro, habían pasado trece minutos desde que había comenzado a trotar, por lo que debía comenzar a apretar solo un poco, a fin de que los músculos de sus largas piernas terminasen de asentarse.

Él no solía hacer el flojo, porque nunca se sabía cuándo sus servicios fueran necesarios para su familia, no podía r a un sitio a esperar que simplemente lo mataran, por lo que casi siempre para él era demasiado sencillo entrar en calor y no perder el toque.



avatar
Edad :
19

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Emily Archer el Mar Sep 20, 2016 7:57 pm

Una parte de ella agradecía que hubiera disminuido el ritmo para que no fuera tan difícil de seguir, y otra estaba molesta porque sentía que lo hacia porque ella no era capaz. Emily se sentía capaz, de igualarle e incluso superarle. Pero eso era algo que debía esperar de momento, no era el mejor lugar para competir y menos entre personas que debían ser ejemplos de responsabilidad y/o liderazgo para los compañeros de equipo.

Dijo que no se acordaría de su nombre porque tenía mala memoria para ellos, pero desde luego, el nombre del muchacho si que era raro. ¿...Shi? ¿Qué nombre es ese? No le dio mas importancia al asunto y escuchó los horarios de entrenamiento que decía el chico mientras continuaba ejercitando.
-Mi nombre es Emily- repitió, pues no le gustaba demasiado que se olvidaran de él -E-MI-LY. Aunque si tanto te cuesta recordarlos, puedes llamarme simplemente "Emmi"- No podía dejárselo más sencillo. Aunque solo era una sílaba menos que el nombre original.

Continuaron el ejercicio y ella comenzó a abstraerse en sus pensamientos, haciendo horarios y preparando planes en su cabeza. Si terminaban a las diez, podían prepararse para salir a las once y media o así... ¿Cómo iban a ir a Los Ángeles y no salir por ahí de fiesta? Podrían salir las mismas chicas de siempre del club, pero cuanta más gente mejor. ¿No?
Además, siempre podía animar la noche tener más compañía. Ella estaba acostumbrada a las multitudes con una familia tan numerosa como la suya, así que podría decirse que estaba incluso cómoda rodeada de gente.

Miró al chico que corría a su lado todavía de reojo, pensando si debía decírselo o no. No parecía demasiado de la gente que sale por la noche, pero su pelo daba la imagen contraria... Estaba confundida la verdad, y eso se notaba bastante en su rostro.
-Shi, salgamos- dijo sin rodeos, para ahorrar tiempo -Esta noche, o mañana. Todo el club por Los Ángeles. Será divertido.- no parecía un plan que le pegara demasiado , pero cuantos más mejor.

Podía negarse, claro, pero lo divertido era ir todos y verlos entrenar al día siguiente con el agotamiento y la resaca.
avatar
Edad :
18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Shi L'Jon el Vie Sep 23, 2016 7:57 pm

Mantuvo un ritmo constante desde ese momento, a ciencia cierta estaba en la última parte de su calentamiento, por lo que solo debía enfocarse en mantener los músculos bien aceitados, pero no forzarlos, para que los ejercicios de su menú de hoy no resultasen ser un problema. En el atletismo todo se cronometraba, él tenía unas marcas, a lo largo de un año había mejorado irrefutablemente a pasos agigantados todas ellas, si antes eran buenas, sus últimos registros habían alegrado mucho a su entrenador, al punto en el que él le había sugerido iniciar un ciclo olímpico, pero eso, quizá, era demasiado imposible si se consideraba la posición en la que él estaba en cuanto a su familia se trataba… por el momento continuaría en lo suyo, a la universidad le convenía que él corriera para ellos después de todo, lo de un ciclo olímpico era, quizá, junto a su sueño de ser astrónomo y dedicarse a ello, cosas que, al contemplar sus deseos personales, estaban fuera de su alcance a pesar de estar tan cerca.

Escuchó a la rubia hablar entonces de su nombre, sinceramente el varón de cabellera multicolor nada podía hacer con eso, en su mente solo había tres nombres que recordaba a la perfección e, irónicamente, a las tres no las llamaba por sus nombres “mamá”, “Cris” y “Yin” eran esos motes, pero, ¿qué más podía hacer?

Bien, entonces serás Lilly—habló con calma, después de todo, era lo primero que se le había venido a la mente, y aunque ella tuviera problemas con ser llamada de una u otra manera, él no era mago, aunque a veces pareciese, no podía exigirle a su cerebro algo que no podía hacer.

Entró en un nuevo giro, realmente él no había tenido en todo el año muchísimo contacto con el equipo femenino, pero mentiría al decir que no tuvo ninguno. Habló con la antigua capitana, hizo algunas cosas más que esas al tener poco tiempo de llegar a la universidad, pero a fin de cuentas decidió mantener su distancia y dejar todo en solo conversar y hablar de club con alguna de ellas, no solo las que corrían, de vez en cuando, incluso cuando quisieron enseñarle a saltar con garrocha o a hacer salto alto porque, supuestamente, eso le sentaba mucho mejor que correr. Tenía una relación cordial con ellas, sin embargo, con la nueva capitana no había hablado mucho, por no decir casi nada, en estos seis meses, en parte porque tenía la agenda muy justa entre las clases, las prácticas y las reuniones o eventos a los que su madre le pedía asistir representando a la familia en este país.

¿Salir?—preguntó, en un principio le había parecido una pregunta bastante rara, pero, a fin de cuentas, con la imagen completa, todo se aclaró—, um… está ben—contestó, él no era de ir a fiestas, solo lo hacía por compromiso—, a los chicos le sentará bien salir a tomar un poco de aire—por supuesto, él debía velar por el bienestar de su equipo, a pesar de todo—, mañana estaría bien, ya que el miércoles es día de descanso—comentó, debía pensar en eso también, en no ser regañado por los entrenadores, y que los chicos tampoco estuvieran tentados a hacer cosas demasiado raras por la ciudad.



avatar
Edad :
19

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Emily Archer el Miér Sep 28, 2016 8:41 pm

No pudo evitar sentirse un tanto enfadada cuando el muchacho decidió llamarla Lilly en lugar de Emily. No podía ni imaginar como había llegado a asociar esos dos términos. Su nombre era Emily, Emily Archer: ni "Lilly", ni "Lili", ni "Lily". E-MI-LY. Ya había mucha gente apellidada Archer (y ahora habría más gracias a su numerosa familia), y no quería que todos sus esfuerzos y sus logros fueran a acabar bajo el nombre de una "Lilly" Archer. No, ni hablar, era Emily la número uno.

Estaba tan enfrascada refunfuñando que no se enteró demasiado de la respuesta a la segunda cuestión. Estaba molesta, pero decidió dejarlo pasar por el momento, aunque le costara morderse la lengua, no quería empezar el campamento con problemas y menos con el capital del club.

-Es Emily- repitió una vez más -No Lilly. Emily. Por favor, acuérdate de él.- no había necesidad de añadir más por el momento, ya que al menos a la propuesta de salir todo el mundo había dado el visto bueno y el plan seguía sobre ruedas.

Tendrían que tener cuidado con la gente que no tuviera la mayoría de edad para según que cosas (ella incluida), ya que estaba prohibido por la ley y podría ser un problema para el equipo entero. Pero claro, siempre hay algunos estarían dispuestos a pasárselo bien y ayudar a sus compañeros a ello también. Como en el baile del instituto, siempre se podría "sabotear el ponche" a elección de cada cual, pero Emily tenía ganas de tener una gran fiesta, aunque no recordara mucho de ella al día siguiente.

Aunque pensándolo fríamente, no era buena idea. Cualquier persona sabría diferenciar una resaca de un dolor de cabeza normal y si los entrenadores los vieran en ese estado... No sería agradable de ver. Tendría que aguantarse en esta ocasión.

-Y bueno- comenzó, intentando dar con algún plan que pudiera ser divertido para salir -¿Dónde podríamos ir? ¿La playa? ¿A algún bar?- las posibilidades eran infinitas, aunque aburridas -Personalmente preferiría ahorrarme hacer turismo. Es aburrido.-
Si algo se podía asegurar de Emily es que era muy directa, sincera... E impaciente. Ya quería saber que y como hacer las cosas para organizarlo todo en su cabeza por adelantado.
avatar
Edad :
18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Shi L'Jon el Jue Sep 29, 2016 9:16 pm

Le miró entonces cuando escuchó la réplica por su nombre, ¿eso le molestaba?, era n plus. El varón de cabellera multicolor entonces esbozó una sonrisa algo pícara que quedó más para él que otra cosa, él podía verla, pero ella era bajita, así que dudaba pudiera alcanzar a ver el gesto. Por supuesto, en este lugar actualmente no podía encontrar mucha gente muy alta, ni siquiera los saltadores de garrocha eran tan altos, salvo alguno que pasaba los dos metros, incluso en otros clubes, salvo el de baloncesto, donde había hasta alguien de dos metros diez, era uno de los pocos a los que, podía decirse, veía hacia arriba, aunque tres centímetros no eran nada en realidad.

Resopló y se alzó de hombros.

Lilly, no puedo hacer nada con eso—dijo con absoluta calma mirando su cronómetro, la carrera del calentamiento había acabado, por lo que terminaría de dar esta vuelta en un ritmo suave para luego ponerse al día o esperar un poco a que los otros terminasen para unirse—, tengo mala memoria para estas cosas, así que ya, en mi mene, has quedado así—soltó.

No estaba intentando ser malo, a pesar de que le daba curiosidad ese tipo de comportamiento un poco “tsundere” de parte de la rubia él no podía controlar esa parte de su cerebro, la mayor parte del equipo lo sabía, porque casi todo el mundo tenía apodos tan o más raros como “Bear”, “Brownie”, “Rulli” o cosas así, a algunos le había costado comprenderlo, pero al final se habían acostumbrado y le habían dejado ser.

—{color=#0080ff}Hacer turismo está bien cuando estás solo[/color]—habló luego de algunos segundos, había bajado su ritmo considerablemente, relajando los músculos para poder comenzar su menú de entrenamiento luego de acabar esta vuelta—, la playa está bien, no todos pueden entrar a un bar—y lo decía por el resto de sus compañeros, incluso por ella, porque él tenía dieciocho, pero podía entrar a un bar de este país con facilidad, en parte porque, cuando entraba, iba vestido de otras maneras, en parte porque él realmente no parecía alguien de dieciocho, aunque tampoco es como si pudiera beber, claro que no, razones médicas—. Puedo organizar algo con los chicos, una buena parrilla, algunas bebidas, es algo muy normal para ellos—habló, sus compañeros solían ir de fiesta los viernes después del entrenamiento, se emborrachaban a veces, pero estaban perfectos para la sesión de la tarde de gimnasio de los sábados, y ya para el lunes ni rastro.

Exhaló al haber terminado su vuelta

Estamos en medio de selecciones, así que el alcohol queda fuera de discusión—dijo, solía ser demasiado duro con los suyos en ese aspecto, después de todo, aquí había mucha competencia, todos querían llegar a lo más alto, tenían claros sus objetivos y, en consecuencia, los sacrificios que eso implicaba, al menos por ahora—aunque hay muchas maneras de sustituirlo—murmuró, deteniendo su marcha finalmente y estirando los brazos, su entrenador venía haca él con una tabla con varios papeles en ella en una mano y un cronómetro en la otra—, hablaremos de eso más tarde en el hotel, tengo que comenzar mis vueltas—finalizó alzando una mano para despedirse, por delante tenía unas cuantas decenas de metros por recorrer.



avatar
Edad :
19

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Emily Archer el Miér Oct 12, 2016 7:45 pm

Emily estaba muy enfadada. No le gustaba que la gente andara sub-estimándola porque sí, para ella, el simple hecho de que no quisiera molestarse en pronunciar bien su nombre (porque estaba bien segura de que se acordaba de él o si no, ella se encargaría de que se acordara), le sacaba de sus casillas. Ya se había molestado en repetirlo y corregirlo antes y aún así, con total soltura, había vuelto a ponerle ese ridículo mote.

"Tienes mala memoria para lo que te interesa" pensó molesta, porque se había acordado a la perfección del horario que llevaba el equipo entero hacía apenas unos minutos. "Idiota", no pudo evitar fruncir el ceño para molestar su enfado. Era una chica bastante transparente en eso.

Parecía que el plan de salir todos juntos había salido a delante de algún modo, asi que de eso no pudo quejarse. Si hubiera dado la negativa, ella se hubiera escapado con todos los que quisieran seguirla porque ¡eh!, estaban en Los Ángeles y sería un desperdicio pasar los días libres en el alojamiento sin hacer nada. A todos les vendía bien un poco de aire fresco para animarse y relajarse tras tanto entrenamiento.

El chico fue reduciendo el ritmo y ella simplemente mantuvo su trote mientras terminaba de hablar. Le quedaba aún una vuelta y volver a estirar. Ella podía con más, pero el nivel de las chicas estaba establecido ahí. Era una lástima, pero gracias a ello podía ser la mejor del lado femenino.
El entrenador se acercaba a ellos y antes de que llegara, Emily decidió reanudar su marcha por si le decía algo al respecto.

-Lo discutiremos luego, entonces- dijo antes de irse del lugar y seguir con lo que tenía que hacer.

Seguía un tanto molesta, pero no podía dejar que esas emociones negativas afectaran a su rendimiento. Por el momento tendría que aguantarse pero se aseguraría de que ese chico se las fuera a pagar. No en un sentido violento, claro, pero debería compensarle por esa ofensa y, tarde o temprano, acabaría llamándola por su nombre de una forma u otra, eso por descontado.

Sacudiendo de su cabeza los planes de venganza, aceleró el ritmo y se distrajo con sus ejercicios. Aún quedaba sesión por delante.

-TEMA FINALIZADO-
avatar
Edad :
18

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Dai ichi sesshoku—Priv: Emily Archer

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.